martes, 6 de enero de 2015

Jabberwocky, expediciones polacas y dinosaurios mongoles

En Alicia en el País de las Maravillas de Lewis Carroll se encuentra un poema titulado "Jabberwocky", en el que se mencionan varias criaturas fantásticas. El poema dice así, según la traducción de Jorge A. Sánchez de 1996, donde el Jabberwocky es nombrado como Fablistanón.
Asurraba. los viscovivos toves
tadralando en las vaparas ruetaban;
misébiles estaban los borgoves,
mientras los verdos momios bratchilbaban.
¡Cuidado hijo con el Fablistanón,
con sus dientes y garras muerde, apresa!
Cuidado con el pájaro Sonsón,
y rehúye al frumioso Magnapresa!
Blandiendo su montante vorpalino
al monstruo largo tiempo persiguió...
Bajo el árbol Tumtum luego se vino
y un rato cavilando se quedó.
Y estando en su aviesal cavilación,
llegó el Fablistanón, ojo flagrante,
tufando por el bosque fosfuscón
y se acercó veloz y burbujante.
¡Un, dos! De parte a parte le atraviesa
varias veces el vorpalino acero;
y muerto el monstruo izando la cabeza
regresó galofando muy ligero.
¿De verdad al Fablistanon has muerto?
¡Ven que te abrace, niño radioroso!
¡Hurra, hurra! ¡Qué día ristolerto, risoto, carcajante y jubiloso!
En inglés, el nombre del borgoves es borogoves, y la paleontóloga polaca Halszka Osmólska lo utilizó como base en 1987 para nombrar a un dinosaurio trodóontido, Borogovia. Detrás de la historia de este hallazgo, hay mucha historia más.



El Instituto de Paleobiología de Polonia


El Instituto de Paleobiología de Polonia se creó el 18 de diciembre de 1952 como una rama de la recientemente creada Academia de Ciencias Polacas. El instituto comenzó su auge dentro del área cuando dos años después el profesor de paleontología de la Universidad de Varsovia, Roman Kozlowski, aceptó el cargo de director. 

Por aquella época existía en las ciencias biológicas soviéticas una tendencia muy fuerte a no considerar como válida la teoría de la evolución, pues se le consideraba contraria a los ideales socialistas. Trofim Lysenko, ingeniero agrónomo soviético, que se oponía a los descubrimientos relacionados con la genética y la evolución y utilizaba como base del conocimiento biológico la teoría de los caracteres adquiridos de Lamarck. De acuerdo con Lysenko, la naturaleza podía modificarse en función de las necesidades humanas sin importar la herencia genética, puesto que el estrés ambiental obligaría a los organismos a adaptarse y adquirir nuevas características.
Lysenko with Stalin.gif
Lysenko con Stalin, De izquierda a derecha: Lysenko, Stanislav Kosior, Anastas Mikoyan, Andrei Andreyev y Iosif Stalin.
Tomado de Nature Reviews Genetics 2, 723-729 (2001): doi:10.1038/35088598
que cita que viene de Soyfer, V. N. Subido a Wikipedia en inglés por usuario Duncharris.

Lysenko utilizaba así varios experimentos en los cuales sometía a las semillas a algún tipo de estrés para asegurar una nueva cosecha. Algunas cosas funcionaban y otras no, principalmente porque Lysenko había descubierto de manera empírica a la epigenética, que es la herencia de ciertas características a través de mecanismos ajenos al ADN (como el encendido y apagado de genes de padres a hijos debido al estrés ambiental) y la vernalización de las plantas (de estos dos temas hablaré más adelante).

Las ideas de Lysenko se aplicaron a la agricultura soviética, no siempre con éxito, y centraron el quehacer científico de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS). Las ideas de la genética, la evolución e incluso el descubrimiento del ADN se veían como supersticiones del mundo occidental, por lo que las ideas de Lysenko fueron no solamente acogidas sino defendidas y aplicadas durante el gobierno de Iosif Stalin. De alguna forma, la biología de Lysenko era más ad hoc a las ideas centrales del marxismo: la naturaleza al servicio del hombre para satisfacer las necesidad de una nación hambrienta. A esta escuela biológica se le conoce como Lysenkoísmo, o Minchurismo-Lysenkoísmo, debido a que Lysenko le denominó Minchurismo en honor a Iván Vladimirovich Michurin, agrónomo soviético quien postuló que la genética no explicaba el mundo natural puesto que la "la naturaleza es productora y, a la vez, producto": todos los seres vivos se modifican en función de su ambiente y el ambiente es modificable.

La paleobiología polaca

El lysenkoísmo se convirtió en el eje rector de las ciencias biológicas en todo el bloque soviético, pero en el Instituto de Paleobiología de Varsovia nunca se publicó nada que hiciera referencia a esas ideas. Roman Kozlowski logró, a pesar de las presiones políticas, mantener las publicaciones dentro del consenso científico de la evolución para explicar la historia de la Tierra.

La dedicación por la perfección y la ética de Kozlowski permitieron que Polonia se convirtiera en una capital del conocimiento paleobiológico del siglo XX. Tras el Octubre polaco en 1956, como consecuencia de las muertes de Iosif Stalin y del líder comunista polaco Boreslaw Bierut, las protestas de los trabajadores polacos en la ciudad de Proznan generaron que Polonia se dirigiera hacia una nueva era con mayor autonomía respecto a la URSS. La llegada al poder del líder comunista Wladyslaw Gomulka generaría la desestalinización de Polonia y un respiro en el quehacer científico una vez que el lysenkoísmo se alejó.

Las conexiones científicas se restablecieron y muchos científicos rusos vieron en Polonia el sitio ideal para trascender sus investigaciones, permitiendo que poco a poco se filtrara en la URSS que las nociones del neo-darwinismo, que se encaminaban hacia una teoría sintética entre la genética y la evolución, eran las indicadas para entender la biología. Después de 1960 este efecto de Polonia sobre la URSS se traduciría en la destitución de Lysenko y su envío a una granja experimental.

La posición de Kozlowski en la ciencia polaca le permitieron impulsar en su gobierno la aventura de expediciones paleontológicas en el Desierto del Gobi a comienzos de la década de 1960. El Insitituto de Paleobiología condujo ocho expediciones de las que se produjeron muchos estudios sobre mamíferos, reptiles, anfibios, aves y dinosaurios procedentes del Cretácico tardío. La expedición produjo diez volúmenes con 64 publicaciones de Resultados de las Expediciones Polaco-Mongoles entre 1969 y 1984. Entre este mamotreto de publicaciones se encontraron las de la cazadora de dinosaurios polaca: Halszka Osmólska.
Khongoryn Els sand dunes.jpg
Dunas de arena en Khongoryn Els, por Zoharby en Wikimedia Commons.

Halszka Osmólska (1930-2008) nació precisamente en la ciudad de Proznan. Participó en las expediciones de 1965 a 1970, de donde consiguió material de dinosaurios suficiente para realizar múltiples descripciones.

Descripciones realizadas por ella sola:
  • Elmisaurus (1981)
  • Hulsanpes (1982)
  • Borogovia (1987)
  • Bargaraatan (1996)
Descripciones realizadas con Teresa Maryanska, codescubridora de varios ejemplares:
  • Homalocephale (1974)
  • Prenocephale (1974)
  • Tylocephale (1974)
  • El grupo Pachycephalosauria (1974)
  • Bagaceratops (1975)
  • Barsboldia (1981)
Descripciones con Maryanska y Altangerel Perle:
  • Goyocephale (1982)
Descripciones con Ewa Roniewicz:
  • Deinocheirus (1967), del que se hallaron únicamente las extremidades posteriores dotadas de poderosas garras. Su aspecto nunca se logró identificar apropiadamente hasta el año pasado cuando se descubrieron dos nuevos especímenes, permitiendo a los paleontólogos entender finalmente el aspecto de este dinosaurio.
Descripciones con Roniewicz y Rinchen Barsbold:
  • Gallimimus (1971)
Descripciones con Kurzanov:
  • Tochisaurus (1991)
Descripciones con Barsbod, Watabe, Currie y Tsoqtbaatar:
  • Nomingia (2000) el primer dinosaurio con un pigostilo, es decir, a la fusión de las últimas vértebras, las sacrales, en un mismo hueso y característico de las aves.
A continuación, una galería de reconstrucciones de los dinosaurios descubiertos por Osmólska. Es importante mencionar que ella es coeditora de las dos ediciones del libro The Dinosauria, considerado el mejor compendio realizado sobre dinosaurios en la actualidad. La primera edición salió en 1990 y la segunda en 2004. Una tercera está ya en preparación.

Hallazgos de dinosaurios de Osmólska [En construcción]

Elmisaurus.jpg
Reconstrucción de Elmisaurus por FunkMonk (Michael B. H.). Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 (Wikimedia Commons).
Hypothetical Deinocheirus.jpg
Reconstrucción (actual) del Deinocheirus, por FunkMonk (Michael B. H.). Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 (Wikimedia Commons).

Homalocephale body.jpg
Reconstrucción de Homalocephale por FunkMonk (Michael B. H.). Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 (Wikimedia Commons).
Bagaceratops BW.jpg
Reconstrucción de Bagaceratops por Nobu Tamura. Disponible bajo la licencia GFDL (Wikimedia Commons).

Gallimimus Steveoc86.jpg
Reconstrucción de Gallimimus por Steveoc 86. Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 (Wikimedia Commons).
Nomingia gobiensis.png
Reconstrucción de Nomingia gobiensis por Smokeybjb. Disponible bajo la licencia de dominio público (Wikimedia Commons).